lunes, 2 de marzo de 2015

TODOS ROBANDO


ladrones

DE ROBOS, HURTOS, SAQUEOS, ESTAFAS Y APROPIACIONES INDEBIDAS: LA CHILENA COSTUMBRE DE ROBAR LO QUE SE PUEDA Y EN EL MENOR TIEMPO POSIBLE

Escribe Jorge Lillo

I
Es común andar choreando:
el punga y el que contrata;
el de sport y el de corbata,
del bajo o del alto mando.
Allí está el cura robando
sus monedas a la beata;
el nieto le roba al tata,
el congresal al votante;
roba el preso, el vigilante
y el Sistema que maltrata.
II
El tira le roba al narco
y la Isapre a sus enfermos;
la oposición al Gobierno
y al cliente le hurta el banco.
Así por todos los flancos
roba el pillo lo que pueda.
¡Pusieron toque de queda
un martes por la mañana,
haciendo un toque de diana
pa’ robarse La Moneda!
III
El señor roba millones
aumentando sus caudales;
el ratero, celulares
que revende a otros hampones.
Se roba con las Acciones,
en la Bolsa cada día.
Saltea la Notaría,
la farmacia también roba
y la clínica de moda
al cobrar la hostelería.
IV
Roba el árbitro el encuentro,
y el estadio por la entrada
saquea a la estudiantada
el Instituto piojento.
Roba el establecimiento
que lucra con la enseñanza,
y sube el maldito lanza
que roba, en día de pago,
–arriba del Transantiago–,
al que el sueldo no le alcanza.
V
Chorean los caballeros
comprándose al diputado
que votará como empleado
por el proyecto maulero.
Roba el Partido entero
matándose de la risa
porque después, en la misa,
un Padre Nuestro lo absuelve
y así, el día lunes, vuelve
a robar sin cortapisas.
VI
Mucho roba el Seguro
poniendo precio al siniestro;
el Ministerio al maestro,
las horas de su laburo.
Chorea con mucho apuro
la concesión del peaje;
te roban en los pasajes
los buses interurbanos.
Roba el mercado inhumano
las bellezas del paisaje.
VII
Prospera la minería
sin pagar lo que ha saqueado
y roba el agua al poblado
que muere por la sequía.
Roba de noche y de día
la AFP al trabajador
lo que ahorró con sudor.
Se roba la inmobiliaria
el agua domiciliaria
y también la luz del sol.



Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com

jueves, 26 de febrero de 2015

¿HASTA CUANDO?



SI TU ROBAS..............TE CASTIGAN

SI ELLOS ROBAN......SE PERDONAN




Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com

CHILE: CRÍTICA A LA RAZÓN SOLITARIA



Breve introspección sugerida a todos y a uno mismo. Lo que somos, lo que de verdad somos, donde estamos y... un par de pistas para "desmantelar juntos/as esta soledad de fin de mundo"...
Trabajo de Emma Cano
Trabajo de Emma Cano

Chile: Crítica a la razón solitaria

¿Se te ocurre abrazar con una pregunta amistosa a quien te acompaña hace tanto y todos los días en el paradero, quizás organizar un reencuentro, sabotear por una vez tu agenda fabricada por los de arriba? ¿Se te ocurre mirarnos a los ojos y decirnos la verdad? ¿Se te ocurre desmantelar juntos/as esta soledad de fin de mundo, santiaguino/a?

Escribe Andrés Figueroa Cornejo

Una cosa es el previsible hundimiento de Michelle Bachelet en las encuestas (es como si el ala más diestra del partido único hubiera decidido que es mejor que se vaya todo el sistema político dominante a la mierda a que arruinarse solo, o bien la ley del empate en la cancha de la corrupción donde todos ellos pierden), los temblores del dólar en Chile según el archisabido precio a la baja del cobre y los vaivenes de la segunda guerra fría caminante; la desaceleración, los despidos en la mediana, pequeña minería y gran minería transnacionalizada –que le dicen “desvinculaciones” en la siutiquería cruel del empresariado-; los golpes sistemáticos del Estado contra la fracción de pueblo Mapuche en pie de combate; la fiesta sin fin del capital financiero y el retailer (con sus respectivas tercerizaciones y reducciones de personal); la evaporación y envenenamiento del agua por doquier y las cabezas rotas que resisten. Pero otra cosa, cómo no, es ver a tanta y tanta gente en Santiago, donde habita más de un tercio de la población del país, sobrecogedoramente abrigada en su teléfono celular, da igual hacia donde se mire.
Una cosa es el caso Penta, Dávalos, Soquimich S.A., la corrupción y hermandad entre los grandes capitales y el partido único en el Ejecutivo y el Legislativo que finalmente nos vuelve tan latinoamericanos y mundiales en esta temporada amarga para el pueblo trabajador del planeta lleno de contusiones asesinas; el festival de Viña del Mar que pone fin oficial al verano chileno y alerta a los escolares –como las fiestas patrias de septiembre son el preámbulo del término del año-; los gastos y deudas de marzo asociadas a los gastos educacionales, matrículas, cheques en garantía; los bonos numerados para repobres con tarjeta científica de repobre, los ridículos seguros de cesantía salidos del excedente producido por el propio trabajador -¿otro ahorro forzoso?-; la cantidad sideral de profesionales que laboran en cualquier cosa pero menos en lo que estudiaron rápido y agobiados que sale tan caro para el bolsillo y la salud, y de trabajadores/as insatisfechos/as que lo único que los ata a su puesto en el taller y la oficina son las deudas; y otra cosa es esta soledad ambiental, esta tristeza apenas compensada por algún electrodoméstico a cuotas o un par de zapatos de segunda selección importados y montados por manos infantiles y femeninas asiáticas y africanas y latinoamericanas.
Chile con depresión, dolencia mental galopante, no mires a nadie, la tutela de la desconfianza y la desconfianza vigilada. Entonces, como se trata de consolidar por arriba las relaciones insolidarias, mejor me invento un personaje en las redes sociales y nos mentimos todos/as virtualmente que es infinitamente menos riesgoso y complicado que conocer a un otro/a que no conocías antes. Así nos convertimos con tierno cinismo en protagonistas de telenovelas privadas, en psicópatas más o menos inofensivos, total hay un acuerdo no escrito para engañarnos, para no comprometernos, para limitar el miedo de las relaciones concretas, para enajenarnos. Por el momento pareciera que ese es el acuerdo posible y autorizado entre millones de santiaguinos.
Sí, sí, sí. Que la dictadura y los gobiernos civiles consagraron en el altar de la miseria humana las relaciones sociales fundamentadas en el egoísmo necesario para explotar y expoliar tranquilamente. Que la CIA y el Mossad. Que los chinos y los rusos dándose contra el imperialismo norteamericano y el Estado alemán, muy capitalistas todos, por cierto. Sin embargo, qué me importa que los criminales vestidos con traje a la medida, los de la tiranía y los que esquilman a la mayoría (unos condición de los otros y entre los cuales muchos son los mismos) vayan tan sueltos de cuerpo por el Santiago breve, tan Montevideo, tan Ciudad de Buenos Aires, tan Lima. Qué me importa la ruina no buscada de los vagabundos/as, los borrachos, los migrantes, los jóvenes sin futuro que rapean lúcidamente en las esquinas de las comunas empobrecidas, las/os prostitutas/as que no lo hacen porque les gusta sino para costear el arriendo y la mantención de su parentela. Qué me importa que el vecino castigue a su pareja a diario –para eso basta aumentar el volumen del equipo de radio y el televisor y santo remedio-, qué me importan los grupitos de locos que intentan explicar por todos los medios las causas hondas de tanta desgracia. Tienen razón cuando logro comprender lo que quieren decir, consiento, pero estoy tan fatigado/a y me gustaría por lo menos besar a mis hijos antes que se duerman, no ves que así alcanzo a observarlos crecer con horario acotado y quiero que alguien me cambie los pañales antes de ingresar a la recta final.
Soledad de archipiélago polar. Soledad planificada o como consecuencia. Soledad indolente, gris-azul como los uniformes civiles y militares. Por favor, déjame sobrevivir camuflado/a, no quiero problemas, no te metas conmigo y, en general, no te metas en nada. Santiago con toque de queda no declarado, pero efecto directo de la disciplina del capital. Santiaguinos/as puteando a la locomoción colectiva cara y de frecuencia cuartelaria y cuartel imaginario en cada calle, plaza y casa.
¿Se te ocurre abrazar con una pregunta amistosa a quien te acompaña hace tanto y todos los días en el paradero, quizás organizar un reencuentro, sabotear por una vez tu agenda fabricada por los de arriba? ¿Se te ocurre mirarnos a los ojos y decirnos la verdad? ¿Se te ocurre desmantelar juntos/as esta soledad de fin de mundo, santiaguino/a?
1px


Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com

DIPUTADOS SE VENDEN....TRATAR AQUÍ.....



straw

Dos diputados británicos, dispuestos a vender su influencia

Entre ellos Jack Straw, que en su calidad de Ministro de Tony Blair, fue instrumental en la liberación de Augusto Pinochet.

La prensa internacional reacciona a la trampa tendida a dos ex ministros de Exteriores británicos, Malcolm Rifkind y Jack Straw, el primero conservador y el segundo laborista.
Ambos cayeron en la trampa que les tendieron unos supuestos enviados de una compañía china que ofrecía dinero a cambio de influencia. Los emisarios eran en realidad periodistas encubiertos del Daily Telegraph y la cadena de televisión Channel 4, que filmaron sus reuniones con los políticos con la ayuda de cámaras ocultas. Y grabaron cómo los dos veteranos diputados explicaron a los falsos delegados todo lo que podían hacer para la supuesta empresa china, gracias a los contactos y privilegios derivados de sus cargos y sus años de actividad política.
Jack Straw fue el ministro que liberó a Pinochet, y que luego, en un libro autobiográfico denunció las presiones que recibió de Tony Blair y del Parlamento británico para que rehusara la petición de extradición del Juez Garzón. En el libro precisó que Margaret Thatcher le escribió dos veces a Tony Blair para pedirle la liberación de Pinochet.
"En ese entonces, Tony (Blair) estaba nervioso por todo el asunto. De vez en cuando, después de alguna reunión de gabinete, me llamaba a su oficina y me sugería que era hora de ‘decirle adiós' al general, y luego trataba de conversar sobre el tema", escribió Straw, antes de arrepentirse, tal vez no muy sinceramente:
“Lamento no haber sido capaz de entregar a Pinochet al juez Garzón. Era uno de los peores dictadores de la posguerra, declaró el ex titular de Interior. (…) Para su frustración (de Tony Blair), tenía que decirle que sentía no poder discutir el asunto con él. Si cualquiera de mis decisiones era cuestionada en la Corte, me hubiesen pedido testificar, y habría tenido que decir lo que él me había dicho”, se excusó.
Si los esfuerzos de Tony Blair no influyeron, puede que hayan influido las gestiones de José Miguel Insulza y de Ricardo Lagos… Pinochet fue finalmente liberado en las condiciones que conocemos.
Ahora, la venalidad de Jack Straw arroja otra sombra sobre esa decisión: ¿Hubo dinero detrás?
La historia lo dirá. Lo que sí sabemos es que las presiones de la derecha y la socialdemocracia jugaron un poderoso papel en la impunidad del criminal.
1px


Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com

VALPARAISO FRENTE AL PEOR MAREMOTO DE SU HISTORIA



La perla del Pacífico bien pudiese terminar mal... muy mal. El reportero francés Alain Devalpo nos lo cuenta, para que nadie diga que no sabía...
valparaiso

Valparaíso frente al peor maremoto de su historia

20 febrero 2015 | Por Alain Devalpo

Valparaíso es una ciudad fénix. Sacudidas telúricas, tempestades, incendios, este mítico puerto de Chili, levanta la cabeza con dignidad desde hace siglos. Pero esta vez, la amenaza podría serle fatal. Colorido encuentro con el pintor Gonzalo Ilabaca, personaje ilustre de la ciudad, para evocar la batalla que los Porteños libran contra un maremoto de hierro y hormigón.

Junio 2014, la ciudad puesta en poesía por Pablo Neruda es presa de un incendio a la escala Pacífico. Una Patagonia de llamas destruye 3 000 viviendas. Una catástrofe en cualquier sitio. Una picada de mosquito para este puerto legendario que ha sabido sacar de sus heridas un encanto único.
“Cuando descubrí Valparaíso, me sentí chileno por la primera vez porque pude leer allí la geografía del país, cuenta Gonzalo Ilabaca, pintor que como muchos un día ancló en Valparaíso. Aquí todo está desgastado por el tiempo. Aquí la vida es peligrosa. El Porteño se adapta a la vida como sus casa a la geografía. La geografía de la ciudad es promiscuidad. El Porteño no esconde nada, expone sus virtudes como sus defectos.”
Valpo

Ciudad cantada mil veces, ciudad filada, fotografiada, retratada, ciudad maldita, pero también ciudad decorada del título de Patrimonio de la humanidad. Difícil definir lo que hace única a la Perla del Pacífico, explicar por qué este circo de 45 cerros se tatúa en los recuerdos como pocos.
Gonzalo Ilabaca, que vive en una colorida casa en el cerro Playa Ancha, se dejó adoptar: “Aquí, aquellos que como yo perdieron todo contacto con la naturaleza, pueden leer la vida. Esta compleja geografía hace del Porteño un autogestionario, creativo, improvisador. En este anfiteatro sentimos todos la pertenencia a una misma ciudad y es lo que nos enraíza. El Patrimonio de la humanidad en Valparaíso es en realidad la Humanidad de su patrimonio.”
Mucho tiempo olvidada, despreciada, mal amada por numerosos chilenos y sobre todo por los santiaguinos de la capital que se encuentra a 1:30 hrs. de ruta, el puerto de mala reputación es hoy en día presa de la envidia de aquellos que ayer le escupían la cara.
Los burócratas del siglo XXI no quieren ver más edificios arrugados ni perros errantes. Hay que terminar con los fantasmas de los bares de marineros en los que las jóvenes generaciones contemplan el horizonte de todas las ebriedades.
En Chile, como en otros sitios, la época es la de los Grandes proyectos inútiles a impuestos (GPII). Y es una muralla de contenedores que los promotores cuentan ofrecerle a la Humanidad. Un océano de acero, de playas en hormigón, una Cordillera de grúas.
Aunque el Pacífico es inmenso, pronto será invisible. Ocultado por el proyecto T2, de nombre tan poético como una tapa de alcantarilla. Una obra planificada desde el año 2013 en estilo Pinochet, hipócritamente, implacablemente, en las alcobas que abrigan las pornográficas emociones del poder y del dinero. Hoy día la ola se levanta en el horizonte. Se acerca como el fin de un mundo.
Valparaíso en bicicleta
Frente a la sombra que crece, el Porteño no busca refugio en el corazón de los cerros. Se reúne y se agrupa para hacerle frente. Una asociación ciudadana, Mar para Valparaíso, nació y lanza SOS para evitarle a la ciudad el naufragio anunciado. Los vecinos y los amigos se movilizan. Los amigos de los amigos también. “Defender la memoria de Valparaíso es defender nuestra propia dignidad. Es defender nuestra aspiración a devenir, algún día, leyenda, como decía el poeta Teillier", afirma Ilabaca, el mago de los colores.
valpo1

Loro Coirón – Fragmento de Ciudades Mundo - Valparaíso
Como en todos los GPII del planeta, los promotores cantan mañanas mejores. Pero las floridas palabras de los djihadistas del hormigón armado se marchitarán. Y sus promesas pronto serán grises como la miseria. Nada nuevo desde Homero. Quién escucha el canto de las sirenas está perdido para siempre. Hay que llamarse Ulises para desbaratar sus trucos, Loro Coirón o Gonzalo Ilabaca:“Esta expansión del puerto que nos imponen va contra nuestra dignidad. Nuestro deber es hacer que este anfiteatro vaya al mar, lo enlace. Queremos un puerto y una ciudad unidos en la armonía de su geografía y de su historia. Abrir la ruta costera para que la ciudad llegue hasta el mar y que el puerto sea benéfico para los cerros. Hay que poner a los habitantes en el centro de todo.”
El tiempo apremia. El asedio de la novia del Pacífico está planificado para comenzar el 1º de enero de 2016. La nostalgia de la ciudad-puerto ya está a la agonía. “En Valparaíso, hay tres tipos de nostalgia; la nostalgia del pasado, la nostalgia del futuro, de lo que podría advenir, y la nostalgia de lo que no advendrá jamás. Proteger estas dos últimas nostalgias, es fabricar belleza y embellecer nuestro futuro”, explica Gonzalo Ilabaca.
Una ambición velada por la bandera negra de los piratas del T2 que le roban un mito al patrimonio de la Humanidad con la complicidad de una epidemia de indiferencia.
valpo 2

Perro de Valparaíso © Alain Devalpo
"Un terremoto dura 2 minutos y causa grandes pérdidas. Pero esta ola va a durar 30 años, es decir para siempre. Será una ola eterna, una maldición, una maldición de cuento de brujas. ¿Por qué estos escritores – el gobierno de Chile –son tan duros con Valparaíso? Es lo que nos indigna."
Es un grito de guerra el que lanza Gonzalo Ilabaca para movilizar a los enamorados de Valparaíso, los hijos e hijas del viento, de la luna, de la libertad, de la poesía, los nerudianos en el corazón del Pacífico. Aquellos que construyen un mundo de colores, que rehúsan vivir en un sarcófago al pie de una pirámide de contenedores.



Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com

LA LIRA POPULAR VIRTUAL FESTIVALERA



vina2015

DE CUANDO HAY UN FESTIVAL DENTRO DEL FESTIVAL Y EL DESFILE DE ARTISTAS INVITADOS Y OBLIGADOS; DE LAS ERUPCIONES QUE VIENEN ANUNCIÁNDOSE CON TEMBLORES PREVIOS… Y EL EFECTO GALILEO

escribe Jorge Lillo
I
¡Chile tiene Festival!:
Hay tregua pa’ los de Penta
y las sumas suculentas
de una pyme sin igual.
¡Albricias, Viña del Mar
y País Que No Se Ve!:
¡Animan este pastel
dos conductores certeros,
graciosos, dicharacheros:
Aleuy y Memo Tellier!
II
Aprovechando el recreo,
actuará –bajo fianza–
un cafaña* de la Alianza
que cantará “Tango Reo”.
También, como corifeo,
“Jodino con su Orfeón”.
Con el Penta-reguetón
“Los Señores de la Guita”,
“Los Carlos y su bandita”
financiarán este show.
*Cafaña: (Lunfardo) Hombre de mal vivir
III
También presento al Jurado
de la sana competencia,
garante de transparencia
de este certamen cantado:
Presidente designado,
un miembro de La Polar;
el resto, de la Uniacc,
farmacias y Banco’e Shile;
unos Cómplices Civiles
y Sebastián con Tatán.
IV
El monstruo se ha sublevado
pidiendo que vuelva Arjona,
pero aparece Escalona
que ya es número probado.
El humor está invitado,
mi señor, –qué duda cabe–,
y en bambalinas se sabe
que ya está en su camerino
–pa’ reemplazar a Merino–,
el humor de Osvaldo Andrade.
V
¿Será cierto o cuchufleta
dice un amante del rock?:
a los “Fiscales Ad Hoc”
los reemplazan por “Los Tetas”…
Les quitaron la carpeta
pa’ cambiar la partitura.
Jugando a la pieza oscura
cambian el “dire” y la orquesta,
mientras el monstruo protesta
como lo hizo en Dictadura.
VI
Hará show por mucho rato
la banda “Boletas Truchas”,
y asombrará a la galucha
el grupo “Forward Contratos”.
También te cuento, mi ñato,
está “Ernesto y Sus Tenientes”
con su temas “Inocentes”,
y “Fue Error Involuntario”,
invitando al escenario
a todos los contendientes.
VII
Al final, la repartija
de antorchas y de gaviotas
no sirve pa’ poner nota
a la actuación más prolija,
porque el público se fija
en que todos los artistas
están en la misma lista,
cantando, con sus bemoles,
los temas de los autores
que pautean las “aristas”.
ALERTA AMARILLA: UN VOLCÁN BAJO EL VOLCÁN.
Hay peligro de erupción
en el volcán Villarrica;
arranca la gente rica,
de Caburgua y de Pucón.
–“Es como premonición”–
ha declarado un turista
mientras pasaba revista
a tantaza corrupción.
–“Es que no hay un corazón
ni volcán que la resista”–.
SE DA ¬–NUEVAMENTE– EL EFECTO GALILEO
Se exalta la Inquisición
con sus Padres Doctrinales
pues manifiesta Evo Morales
una herética opinión.
Esto causa conmoción,
y alegan que nadie puede
afirmar que ya no queden
socialistas post-Allende.
El Partido se defiende…
“Y sin embargo se mueve”.




Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com

GOEBBELS LES ENMIENDA LA PLANA A LOS "HONORABLES"




Como hubiese podido decir Oscar Wilde, es la realidad la que le copia a las visiones oníricas... Arturo A. Muñoz tuvo un sueño... Helo aquí.
Joseph Goebbels

Goebbels le enmienda la plana a los “honorables’ del Congreso

Sí, ya lo sé. Los sueños, sueños son. Lo afirmó Pedro Calderón de la Barca hace una punta de siglos… pero este sueño que me ahogó antenoche me pareció demasiado coincidente con la realidad que vivimos en Chile

Escribe Arturo Alejandro Muñoz

No me preguntes cómo… carezco de explicaciones racionales. Solo puedo decirte que el sueño pareció más real que los tufos emanados del tal Morfeo. Mira, fue tan prístino que ni siquiera requerí saltar de la cama a las cuatro de la madrugada para anotar algo. Seguí durmiendo como si nada, y tres horas más tarde – ya bajo la ducha – recordé cabalmente palabras, gestos y caras.
Joseph Goebbels, renguito pero enterito, ataviado con el clásico uniforme cuya chaqueta color caqui portaba en el brazo izquierdo la escarapela de la svástica negra sobre un fondo blanco, por razones y circunstancias que mi sueño no especificó, estaba de visita en la cafetería del Congreso Nacional de Chile (sí, la misma de los titantos millones de pesos, ¿te acuerdas?). Nadie, al parecer, lo había invitado. Simplemente apareció… y se desató la locura entre los ‘honorables’.
En mi sueño (ya transformado en pesadilla a esas alturas), los ‘honorables’ juntaron varias mesas y el enjuto nazi, peinado a la gomina, ocupó el puesto de cabecera. Comenzó el interrogatorio que, a los pocos minutos, se transformó en súplicas de ‘capacitación’ por parte de varios eméritos representantes de la gallá… tanto de la gallá con billullo como de la otra, la mayoritaria.
Rescato, en estas líneas, solo las participaciones que me resultaron relevantes, o significativas, en ese extraño sueño de anoche.
▪ ¿Cómo se atreve a venir a este lugar que es el corazón de la democracia chilena, a sabiendas que la Historia lo muestra como uno de los peores genocidas que ha conocido el planeta? –preguntó, airado y con voz engolada, un diputado socialista que pontifica en contra del gobierno de Maduro en Venezuela y a favor de los contubernios sediciosos de la derecha llanera aliada a Washington y al gran capital.
▪ La Historia la escriben los vencedores, amigo mío. Sepa usted que yo jamás maté a nadie. No fui soldado, fui político.
▪ ¿Y no asesinó a sus hijos, en el bunker de la cancillería? –terció un parlamentario del partido radical.
▪ Mi mujer los asesinó, no yo. Ella estaba enloquecida de amor y pasión por el führer… tanto como ustedes lo están con el neoliberalismo. ¿Se han preguntado alguna vez lo que vuestro apoyo a ese sistema económico y político ha significado realmente para millones de seres en este planeta?
▪ ¿Por qué asesinaron tanta gente para imponer sus ideas y sistema en Alemania? inquirió un UDI que bebía agua mineral sin gas al final del montón de mesas.
▪ Ah, por las mismas razones que usted y sus adláteres argumentaron en este país entre 1973 y 1990. Ya lo dije recién: para imponer ideas y sistema, pues carecíamos del apoyo mayoritario del pueblo alemán. Algo muy similar, me parece, hicieron ustedes, ¿no le suena conocido?
▪ Pero, los nazis asesinaban por asuntos raciales, clasistas y económicos, protestó un despistado RN.
▪ ¿Y ustedes, no? Uno de vuestros principales líderes políticos (supuestamente ‘demócrata’), de apellido Allamand, al mediodía de ese martes 11 de septiembre de 1973 se instaló en el balcón del departamento de su amigo y socio, un tal Ossa, rifle en mano, y se dedicó a dispararles a mansalva a los obreros y trabajadores de la empresa “Chile Films”, para evitar que dejaran el local de la empresa y de ese modo facilitarles la tarea a los militares golpistas que ya se acercaban al lugar. ¿O lo olvidó?
▪ ¡Estábamos en guerra! protestó un diputado UD, bastante amoscado con las respuestas del nazi.
▪ ¿A eso le llama ‘guerra’? ¿A luchar contra población civil desarmada, usando tanques, aviones, metralla y poder de fuego propio de un conflicto bélico mayor? Nosotros sí que estábamos en guerra… con Inglaterra, con Francia, Polonia, Unión Soviética, Estados Unidos, Canadá, Australia, Brasil, Nueva Zelanda, e incluso con ustedes, Chile.
▪ Pero, Auschwitz, Treblinka…
▪ Ah, bueno, fue un exceso que muy caro le ha costado a nuestra causa, sin embargo qué bien nos imitaron acá en Chile con Tejas Verdes, Villa Grimaldi, Tres Álamos, calle Londres, calle José Domingo Cañas y las otras instalaciones de torturas y muerte en provincias. Allá en el averno les hemos aplaudido considerándoles nuestros mejores alumnos, no crean que no, ustedes son tan buenos como los mismos israelitas que han aplicado –contra palestinos y árabes en general- las técnicas implementadas en los territorios ocupados por nuestras SS y SA, y los gobiernos de Tel Aviv se han mostrado como alumnos de primerísimo nivel. Pero, ustedes han sido aun mejores, ya que lo hicieron contra vuestra propia gente. ¡Maravilloso! Una frialdad en beneficio de la ideología del gran capital que, realmente, asombra y merece aplausos. Por eso y para eso he venido…
▪ Perdóneme, caballero –terció, indignado, un senador UDI– pero si de algo estamos alejados es, aunque no lo crea, de la ideología y técnicas del nazismo.
▪ ¿Cómo que ‘alejados’? No me contradiga… ¿se olvidó del apoyo y defensa realizada por su partido, desde siempre, a las acciones de la Colonia ‘Dignidad’ o ‘Villa Baviera’? No creo que desconozca usted cuánto admiró y cobijó su partido –durante décadas- a nuestro amado gautleiter Paul Schaeffer. Si bien recuerdo, usted también asistió a Villa Baviera –en los años de la dictadura militar- a “cursos de capacitación” con Schaeffer y con el doctor Helmutt Hopp.
▪ Nunca acepté ni me atrajo la ideología nazi –intervino oportunamente un diputado de la Democracia Cristiana ante el comprometedor silencio del senador UDI luego de la respuesta del nazi– sin embargo hay una frase suya que siempre me ha parecido digna de análisis.
▪ ¿Cuál sería esa mentada frase?
▪ “Miente, miente, miente… que algo queda”
▪ Ah, pero esa frase no es mía; yo la copié, me apropié de ella… pertenecía al director del diario “Leiptzig Beobachter”, que dicho sea de paso no era nacionalsocialista, sino simplemente ‘socialdemócrata’ de viejo cuño, y católico, por añadidura. En este país hicieron carne esa frase, ¿verdad? He disfrutado los titulares, editoriales y crónicas amañadas que diarios como El Mercurio, La Tercera, La Segunda y otros, han efectuado a destajo desde 1973 hasta, incluso, hoy mismo. Mi führer me pidió que les felicitara por tamaño aprendizaje y réplica.
▪ ¡Señor, perdóneme, pero nosotros somos democráticos, respetuosos de las leyes y la Constitución! Así fue como llegamos a sentarnos en el sillón de O’Higgins, en el palacio de gobierno! gritó, casi fuera de sí, un senador socialista de mechas largas a lo Jesucristo.
▪ Nosotros también –respondió Goebbels- Recuerde que en 1933 ganamos democrática y muy legalmente las elecciones, y Hindenburg nombró Canciller a nuestro führer. Todo ello de acuerdo a la ley y a la Constitución de Weimar.
▪ Una Constitución horrorosa, que le permitió al NSDAP hacerse del poder, pero de forma mentirosa, rastrera y totalitaria…
▪ Muy similar a la que ustedes protocolizaron acá en Chile en 1980… y que su propio partido, el socialista, ha defendido y arropado con un cariño que emociona… ¿o me equivoco? No puedo dejar sin mencionar que en 1989, con Ricardo Lagos a la cabeza, la Concertación se bajó los pantalones ante la ultraderecha pinochetista dándole el visto bueno final y total a la Constitución de las bayonetas.
▪ Ya, ya… está bien…pero baje la voz por favor –gimió un diputado socialdemócrata de corbata azul con pintas blancas.
▪ Ustedes, mis amigos, han agregado características notables a nuestras acciones. Eso de meter en la cabeza del pueblo que ustedes son la izquierda, pese a que administran magistralmente los intereses de la ultraderecha económica y del empresariado transnacional, es una cuestión que merece premios, cruz de hierro y aplausos de nuestro partido…
▪ ¡Saquen a este huevón de aquí! explotó finalmente el senador socialista de mechas largas. No necesitamos ‘censuradores’ que vengan a cuestionar nuestros acuerdos…

Ahí desperté. Sudando como caballo de tiro. Fui hasta la cocina para servirme un vaso de agua. Respiré tranquilo. Había sido solo un sueño, una pesadilla. Claro, algo como aquello, vale decir, algo como lo expresado por el fantasma de Goebbels en el Congreso, jamás podría tener un correlato con la realidad nuestra. Jamás…
¿O, tal vez sí? No bien me encuentre en Coltauco con el inefable senador Juan Pablo Letelier se lo preguntaré… si es que acepta escucharme, ya que habitualmente me elude. ¿Por qué actuará así conmigo? ¿Habrá soñado también con Goebbels en ocasiones anteriores a mi pesadilla?


Juan Fernando Mellado Galaz
Ex Conscripto 1973
Escuela de Telecomunicaciones
Ingeniero en Administración de Empresas
Asesor Tributario Previsional
Presidente Nacional Corporación para la
Integración de los Derechos Humanos 
del Servicio Militar Obligatorio
Email: agrupacion.exconscriptos.chile@gmail.com